Trini está en Tinder, ¿Le das LIKE?

Trini está en Tinder, ¿Le das LIKE?

Trini, hace un par de semanas decidió descargarse la famosa App de ligues Tinder, conoce historias de otras amigas nuestras que han tenido problemas quedando con chicos a través de esta aplicación, por eso ella, se prometió a sí misma, a la vez que a las demás, que sería cauta y tendría cuidado.

El resto del grupo, llevábamos algún tiempo con una cierta preocupación por las meteduras de pata de Trini, no tiene conciencia ninguna sobre el uso de las redes sociales y, sinceramente, nos tiene siempre pendientes de ella.

Realmente, a pesar de que Trini no tiene ni idea de los límites de Internet, no nos alarmamos porque, como ella decía, “Hoy en día es muy común quedar con gente a la que no conoces físicamente.”

Anoche, estuvimos tomando algo con Trini, tenía muchas ganas de quedar porque quería contarnos su particular experiencia con esta popular aplicación.

Cuando llegó, estábamos expectantes, “¿Habrá conocido a alguien?”  “¿Tía, te imaginas que ha visto al exnovio en Tinder?”Como siga con estas historias, podemos hasta hacer un libro”.

Venía con muy mala cara, lo primero que dijo es que se había desinstalado la Aplicación, no paraban de hablarle muchísimos chicos a los que ni conocía, ni quería conocer.

Ante esta declaración nos quedamos sin palabras, se supone que Tinder es conocida porque nadie te puede hablar si tu no lo aceptas, la App, afirma “evitar” el acoso dentro de sus chats.

¿Qué paso entonces?

Es cierto, que esta aplicación, utilizó una queja muy común entre los usuarios de estas “herramientas” para ligar o conocer gente. Consiguió que sólo se pudieran entablar conversaciones con aquellas personas con las que se tuviera un “Match”, es decir, se hace un filtro previo en el que indicas si te gusta o no esa persona y entonces te dan la posibilidad de abrir un chat.

Entonces, ¿Cómo estaban acribillando a Trini a mensajes?

Ya sabemos que Trini suele tener poca vista a la hora de aceptar casillas de términos y condiciones, tampoco comprueba las apps que vincula o los permisos que les concede.

¿Veis ya por dónde vamos?

Trini, en su ya preocupante inocencia, vinculo su cuenta de Instagram con su recién estrenada cuenta en Tinder…

Pocos cabos nos quedaban por atar, todos los chicos que querían hablar con ella no tenían más que buscar su perfil en Instagram y de ahí, saltaban a la red social que quisieran.

Trini tiene que aprender, que los peligros de internet, en muchas ocasiones, dependen de nuestro propio comportamiento y de como nos enfrentamos a las Redes Sociales. Lo principal es ser cautos, estar seguros de qué términos y condiciones aceptamos, que permisos concedemos a las aplicaciones o qué estamos vinculando cuando marcamos esa inocente casilla.

 

La semana que viene haremos un decálogo de consejos de como privatizar y proteger las redes sociales, sobre todo en Instagram. Además, si quieres formarte en ciberseguridad y pautas de actuación en internet, puedes contar con nosotros, echa un vistazo al grupo de formación que tenemos en Meetup pinchando aquí. ⇓

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *