Está en linea … ¿No tenía el móvil roto?

Está en linea … ¿No tenía el móvil roto?

Hace un par de días mi amiga Trini (que como ya sabéis es un poco torpona) rompió su teléfono móvil por accidente, llevamos dos días sintiéndonos antiguas porque ahora nos comunicamos por sms, también tengo que decir que con lo adicta que es Trini a las redes sociales que esté sin Whatsapp es un respiro en el grupo de amigas.

Como imaginaréis, lo está pasando fatal, no puede vivir sin su smartphone (o eso repite ella) así que todas nos pusimos muy contentas cuando anoche, por fin, vimos “En linea” debajo de su nombre…

quantika14

Inmediatamente empezamos a sospechar que algo pasaba, era raro que no hubiese avisado, eliminó nuestros mensajes, no nos contestaba a ninguna… Quizá parezca exagerado pero Trini no tarda más de media hora en contestar al móvil.

Decidimos llamarla a la mañana siguiente,                                                                               

– Nena, ¿Ya tienes el móvil? Ayer te estuve hablando, que vamos a ir hoy a tomar una cerveza ¿Te apuntas?

+ ¿Qué dices tía? El teléfono no me lo dan hasta el viernes. No me asustes.

Trini, anoche estabas en línea, de hecho me escribiste y lo eliminaste.

Entramos en una situación un poco caótica, haciendo pesquisas creyéndonos los auténticos Sherlok y Watson. Primero pensamos que en la tienda de telefonía habrían entrado en su Whatsapp ¿Eso es legal? Solo tenían que arreglar la pantalla, además Trini tiene contraseña y no los había autorizado, media hora después estábamos en el local pidiendo explicaciones. Nos dijeron que el teléfono no estaba allí, lo habían mandado a la central de reparaciones el mismo día que lo entregó su dueña.

Salimos de la tienda entre avergonzadas e inquietas sin saber de que más hilos tirar, preguntamos en casa de Trini, a sus madre y hermanos si alguien tenía un duplicado de la tarjeta, y obtuvimos otra negativa. ¿Qué más opciones teníamos?

Como Trini ya es experta en cagarla  conoce a un perito informático, lo llamó y fuimos a verlo. La primera pregunta que le hizo nos dejó un poco descolocadas, ¿Trini, has estado cerca del ordenador de tu exnovio?” 

¿Qué importará eso?

Importaba, resulta que para acceder a las conversaciones de Whatsapp de Trini, este chico solo tenía que haber pasado el lector de códigos QR por su ordenador y ¡voilá! el Whatsapp de Trini y el ordenador del chico habían hecho “match”: estaban conectados.

Desde ese momento, él podía leer todas sus conversaciones en tiempo real, el perito nos dijo que era algo muy común (imaginad nuestras caras) que no cundiera el pánico, que esto era demostrable y denunciable mediante un peritaje informático.

 

Lo que descubrimos con el peritaje informático lo contaremos la semana que viene…

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *