¿Puede un colegio publicar una foto de sus alumnos en su página web?

localizacion-menoresNuestro compañero Jorge Websec estará mañana a las 12:05 del mediodía en Canal Sur Radio hablando sobre los problemas e inconvenientes legales de que un colegio o un instituto publiquen fotos de sus alumnos en un blog o una página web. Al ser menores, publicar una foto de un alumno requiere el consentimiento de sus padres o tutores legales. El menor no tiene capacidad legal para permitir que se publique su foto, tienen que ser sus padres.

Excursiones, convivencias, charlas en el salón de actos… Cualquier ocasión es buena para mostrar lo bien que se lo pasan los chavales y la mayoría estarán encantados de que les hagan una foto y que salga en Internet, pero no es legal si no existe consentimiento expreso de los padres. Imaginad una situación en la que se publica una foto de grupo. Son 3o niños de entre 4 y 6 años, además de sus profesores. Los padres de dos niños no han dado autorización para publicar la foto. ¿Podría publicarse la foto porque la mayoría lo aprueba? Rotundamente no, aunque sea uno solo.

¿Las imágenes de un menor pueden ser consideradas como datos de carácter personal?

 

El artículo 5.1 del Reglamento de desarrollo de la LOPD precisa que constituye un dato de carácter personal.

Artículo 5
1. Cualquier información numérica, alfabética, gráfica, fotográfica, acústica o de cualquier otro tipo concerniente a personas físicas identificadas o identificables.

Por ello, las imágenes tendrán la consideración de datos de carácter personal en caso de que las mismas permitan la identificación de las personas que en ellas aparecen, no encontrándose amparadas por la LOPD en caso contrario.

Como solución, desde Quantika14 podemos ayudar a los institutos a construir y adaptar una web en la que puedan colgar las fotos de los alumnos con la aprobación de sus padres. La web que necesitaría un instituto para publicar fotos de los alumnos constaría de dos partes, una pública y una intranet a la que solo tendrían acceso los padres de los alumnos y los profesores encargados de subir las fotos. Una vez que se suben fotos a la intranet del colegio, un correo electrónico avisa a los padres de los alumnos que salen en las fotos. Los padres acceden a la intranet, ven las fotografías y eligen si dan su consentimiento para que las fotos donde salen sus hijos se publiquen en la web del colegio o si, por el contrario, no quieren que se publiquen. En una foto donde aparezca más de un alumno, todos los padres tendrían que dar su consentimiento explícitamente para que la foto aparezca en la web. Si no tiene el voto positivo de todos, no se publica. En una foto con tres alumnos, tendrían que aceptar los padres de los tres para que la foto se desbloqueara y pudiese publicarse.

Pero el contenido donde aparecen menores es muy sensible. Aunque el consentimiento de los padres para que la foto se muestre sea exclusivo para la web del instituto, es muy fácil que cualquier foto trascienda fuera de la página y aparezca en otros lugares como Facebook, Instagram o en otro tipo de redes. Además, cualquier persona ajena al colegio puede llegar a la web, descargar las fotos que desee y hacer cualquier tipo de uso de ellas. Por tanto, los padres tienen que valorar muy bien si dar el consentimiento y conocer muy bien las implicaciones que puede tener.

Para evitar que sean los propios padres los que hagan un uso irregular de las fotografías, deberían firmar al acceder a la intranet una cláusula de responsabilidad. Mediante esa cláusula, los padres se comprometerían a no descargar las fotos y publicarlas en grupos de Facebook, Whatsapp o en cualquier otro sitio sin el consentimiento de los demás.

One Comment

  1. Fernando Gomez 9 febrero, 2016 Reply

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *