Deporte y tecnología

Citius-altius-fortius-tecnologius

Citius, altius, fortius… ¿tecnologius?

¿Qué pensaría el barón de Coubertin si pudiera ver los próximos juegos olímpicos después que pronunciara en la inauguración de los primeros Juegos de la Edad Moderna, eso de más rápido, más alto, más fuerte? (por no nombrar a los griegos…)

Cómo en otras facetas de nuestras vidas como la comunicación, información, transporte, etc. las nuevas tecnologías han llegado para quedarse y cambiar casi por completo nuestra visión del mundo y, por esa regla de tres, el deportivo no iba a ser menos.

Es cierto que las novedades tecnológicas siempre han estado presentes, en mayor medida en deportes como el motociclismo o la automoción, en los que la máquina forma una parte muy importante del deporte en sí mismo, y en menor en los que en teoría los deportistas competían entre ellos si bien, incluso un deporte tan “sencillo” y poco seguido como el ajedrez, fue portada mundial de todos los periódicos allá por el año 1996 gracias a la partida que enfrentó al campeón del mundo Gary Kasparov con la supercomputadora Deep Blue así que, es innegable que en cualquiera, la tecnología poco a poco ha ido tomando un papel cada vez más importante.

 

Deportes paralímpicos.paraolimpiadas

Sin duda alguna es un punto y a parte en esto del deporte pues, edición tras edición se puede constatar como la tecnología supone un gran progreso, ya sea como por ejemplo, en las sillas de ruedas utilizadas en baloncesto que, diseñadas por ingenieros en Universidades de prestigio, son cada vez más resistentes y ligeras por el uso del titanio como en ciclismo o, en prótesis cada vez más avanzadas para otros deportistas como los atletas si bien, el deporte paralímpico tampoco está libre de controversia: conocido es el caso del sudafricano Pistorius que, aunque finalmente no consiguió ninguna medalla en los pasados juegos olímpicos, sus piernas artificiales fueron vistas como una ventaja tecnológica frente a sus competidores.

 

Salud deportiva.

saluddeportivaLa tecnología no sólo ayuda a los deportistas a conseguir el mejor nivel posible de juego sino que también le ayuda a mantenerlo, recuperarlo o no perderlo.

Además de distintos aparatos como los electroestimuladores que les permiten recuperarse de una lesión que los ha obligado a estar inactivos durante mucho tiempo, la tecnología va como siempre más allá con la llegada, directamente desde la NASA, de sensores comestibles de cristal de cuarzo, que pueden marcar la temperatura comporal y el ritmo cardíaco para que un médico tenga un control absoluto sobre un jugador mientras está compitiendo.

También son dignas de mención las cámaras hipóxicas que, gracias a la tecnología, son capaces de reproducir distintos climas de manera artificial para someter a los deportistas a distintas presiones para provocar una reacción en el cuerpo del atleta.

 

Ropa Deportiva.ropadeportiva

Si bien hay deportes en los que las prendas tienen menor importancia, son muchos en los que llevar un uniforme o una segunda piel, marca sin duda alguna una gran diferencia como pudiera ser el caso de los velocistas pero, en este sentido el ejemplo más claro lo tenemos con los bañadores en las competiciones de natacion, marcando un punto culminante en la historia de este deporte el uso de los conocidos como bañadores mágicos que, realizados en neopreno y poliuretano, dotaron a los nadadores de una ventaja extra que les permitió en 2009, batir hasta 43 récords del mundo sólo por su uso, lo cual, llevó a la Federación Internacional a prohibirlos al año siguiente.

La llegada de la tecnología 3D también ha supuesto un avance en la ropa deportiva pues, más allá de hacer una vestimenta a medida del deportista, un escaner que es capaz de distinguir 300.000 puntos de acción en el movimiento de una persona, hace que sin duda alguna hablemos literalemente de una segunda piel que, junto al trabajo de científicos capaces de tomar lo mejor de la naturaleza, puedan imitar en ropa y calzado, lo que hace a los animales más rápidos o más ágiles.

Sin llegar a necesitar el uso de prendas aerodinámicamente perfectas, deportes como el tenis, el fútbol y otros tantos de equipo, también se benefician de la tecnología “vestida” pues, además de las camisetas inteligentes hechas de fibras sintéticas impermeables y con acción antibacteriana que controlan todo el organismo a través de sensores inalámbricos que, a tiempo real les marcan las pautas a seguir y cómo mejorar durante los entrenamientos, sus uniformes durante una competición les ayuda en sus movimientos, ventilación, sudoración e incluso, su protección.

Caso a parte debería ser el calzado deportivo pues, en si mismo se merecería un artículo entero por la evolución que ha tenido gracias a las nuevas tecnologías, desde su adaptación a cada deporte según las necesidades del mismo pues, existen diferencias según el terreno, no usando el mismo calzado un tenista que juega en pista, que sobre hierba, que sobre tierra, de la misma manera que no es el mismo para un velocista, que para un corredor de maratón cuyo calzado ha evolucionado tanto que ya no pesa más de 160gramos.

publico

El público.

Además de para el deporte en sí, las nuevas tecnologías también ayudan a los espectadores y, en algunos casos a los árbitros, a formar parte activa de lo que está ocurriendo así, el famoso Ojo de Halcón del tenis, utilizado por primera vez en el US Open de 2006, fue creado como un importante beneficio al juego para evitar cualquier polémica ante la evolución de técnica y velocidad que demostraban los tenistas en su juego de manera que, le permite al juez de silla y a todos nosotros, determinar si una bola dudosa ha sido punto o no.

Gracias a la tecnología tenemos videomarcadores en los estadios para ver desde distintos ángulos la última jugada (además de amenizarnos los descansos con publicidad), tenemos cámaras de vigilancia que velan por nuestra seguridad, accesos informatizados a través de carnés con chip, wifi gratis en los estadios…

Otras asociaciones deportivas como la NFL o la NBA, han instalado cámaras para mejorar las decisiones tomadas y las características de cada jugada así, en el fútbol americano, un árbitro detiene el juego para ver una repetición con el fin de ser lo más justo posible y, en el baloncesto, les proporcionan a los aficionados distinta información sobre el esfuerzo y los movimientos de cada jugador.

 

Mmaquinasáquinas tecnológicas.

Como he dicho al principio, los deportes de motor han sido los más cercanos a la tecnología desde su propio concepto pues, realmente sólo existen gracias a ella pero, ha sido el deseo de ganar sus respectivas competiciones lo que ha provocado la irrupción de nuevas tecnologías y, sobre todo, su adaptación como por ejemplo, el uso de los túneles de viento sólo usados en el sector aeronaútico por los equipos de fórmula 1 en primera instancia y por equipos ciclistas más tarde.

Por tanto, las máquinas deportivas también han evolucionado gracias a la tecnología y, dejando a un lado los vehículos a motor y sus sistemas de seguridad como son los cinturones, el control de tracción o el ABS, los ciclistas han pasado de correr con sus pesadas monturas de hierro a volar con maillots hechos a medida y cascos aerodinámicos sobre ligeras y resistentes máquinas de titanio y nanotubos de carbono.

 

Fútbol.

futbolNuestro deporte rey. Todo el mundo piensa que es uno de los deportes menos salpicados por las nuevas tecnologías pero, nada más lejos de la realidad.

Éste pensamiento nos viene dado por la negativa de la FIFA a no utilizar las repeticiones para resolver jugadas polémicas o fueras de juego pero, ¿qué hay de todo lo demás?.

Sin contar con el paso hacia delante que ha supuesto el reciente uso del Ojo de Halcón en el Mundial de Brasil para detectar goles fantasmas, debemos mirar más allá o, más atrás en este artículo, para darnos cuenta de la evolución que han supuesto las nuevas tecnologías para el fútbol.

Además de las espinilleras de carbono y lo ya contado sobre la ropa deportiva, debemos volver a remarcar el cambio que ha supuesto para los futbolistas su calzado pues, diferentes estudios han permitido que piel natural o sintética, los cordones en el centro o a un lado, una superficie u otra de contacto con el balón, etc. haga que correr o golpear el balón sea más fácil teniendo incluso las condiciones climáticas presentes.

Y como tampoco podía ser de otra manera, el balón también ha sufrido su dosis de tecnología pues, dicen que gracias a un diseño de capas sintéticas y un relleno especial en gel, han conseguido que sea una esfera perfecta sin casi deformación alguna después de su golpeo, muy lejos de las primeras vejigas de animales recubiertas de cuero.

Pero más allá del juego en sí, las nuevas tecnologías están más que presentes en los entrenamientos pues ya no es raro escuchar que los futbolistas lo hacen con sensores, pulsómetros, chips en sus botas que miden la distancia recorrida y con diferentes cámaras e incluso drones que los graban para corregir los fallos que hayan tenido pasando toda la información recibida a través de un programa de ordenador.

 

Deporte Adeporte-amateurmateur.

Y para muestra un botón o, como dírian otros, para muestra un iphone.

Todos nosotros hemos visto el anuncio del 5S donde se puede ver que el móvil te ayuda a contar vueltas, tu recorrido, te indica en una gráfica la evolución de tu peso, te ayuda con tu swing, marca la velocidad en tu bicicleta, etc. hasta tal punto, que conozco a personas que han empezado a hacer deporte ahora porque se han comprado un iphone (aunque cualquier smartphone vale).

Gracias al play store de android, también podemos controlar cualquier ejercicio que hagamos ya sea yoga, surf, senderismo y, como no, salir a correr. Son muchas las aplicaciones que existen como Runtastic o RunKeeper que, además de ayudarnos a medir y controlar nuestros kilómetros recorridos, los comparte con nuestros amigos a través de las redes sociales o directamente, otras como NIKE+, se convierte en sí misma en una gran comunidad de deportistas interconectados para que se feliciten por los objetivos cumplidos, se motiven para superarse entre ellos e incluso, se desafíen, poniendo al servicio del usuario, además de la app, otros dispositivos como una pulsera con bluetooth y acelerómetro, un reloj con GPS e indicador de calorías quemadas y un videojuego para xBox que complemente el ejercicio cuando uno esté en casa.

Pero la tecnología como ya he dicho siempre va un poco más allá y, además de las opciones integradas de un móvil o las aplicaciones que puedas descargarte, existen otros aparatos como modernos pulsómetros inteligentes con descarga de información a nuestros ordenadores, bicicletas con un pequeño motor eléctrico ideadas para facilitar el pedaleo a personas de la tercera edad o incluso pequeños chips usados en maratones para poder cronometrar a cada participante de manera que, se pueda medir al milisegundo el momento en que cada corredor cruce la linea de meta así como sus tiempos parciales, totales, cuando se detiene y dónde, permitiendo a la organización obtener informes pormenorizados según sexo, edad, experiencia como corredor y un largo etcétera.

 

La madera y el algodón han dado paso a materiales futuristas y nanotecnológicos de manera que no queda casi nada en ningún deporte que no haya sido tocado con la varita de la tecnología así, ya sean palos de golf, equipo de gimnasia, el calzado, tablas de surf, raquetas de tenis, guantes de baseball, de porteros de fútbol, de receptores de fútbol americano, balones de fútbol, de baloncesto, pelotas de tenis, de golf, las jabalinas, las bicicletas… han evolucionado.

Las nuevas tecnologías están para ayudarnos en nuestro día a día pero, ya hemos visto que siempre hay gente que la utiliza para su propio beneficio: El wifi de los estadios se puede usar para entrar en nuestro dispositivo, nuestros datos se pueden robar de la base de datos del equipo que somos socios, bañadores tecnologicamente avanzados consiguieron romper 43 records, las prótesis de Pistorius estuvieron en boca de todos…

Así que, deporte sí y tecnología también pero, como siempre, como en cualquier aspecto de nuestra vida: Precaución, Formación y Sentido Común.

¿Disfrutarían los griegos antiguos de los juegos olímpicos tal y como nosotros los hemos concebido?

Síguenos en Twitter: @quantika14

One Comment

  1. Israel Reyes 5 diciembre, 2014 Reply

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *